Publicidad en el lugar de venta (PLV)

por | 20 de julio de 2011

Los PLV captan la atención de clientes potenciales y favorecen la venta de los productos publicitados. No se puede estar allí para hacer la venta, pero su publicidad en el lugar de venta (PLV) incita a la compra por impulso. Podrían ser stands, expositores de mostrador o suelo, cajas expositoras, displays, portafolletos, presentadores metálicos, rótulos luminosos, banderolas, adhesivos de suelo, etc.

Estas son algunas consideraciones clave tanto a recordar como a desarrollar en su punto de expositores de venta.

    • Visibilidad: Diferentes investigaciones han demostrado que existe una correlación directa entre la rapidez con que un producto se ve y su probabilidad de ser comprado. Siendo realistas, es más probable que los consumidores se tomen 5 o 10 segundos escaneando todas sus opciones antes de tomar una decisión. Por lo tanto, los PLV deben ser llamativos en dos características determinantes, el color y la colocación.
      Aquí os pongo un ejemplo de una excelente manera de llamar la atención del público con un display tridimensional. Gracias a la perspectiva, el producto parece que se eleva del suelo. Ideal para suelos de superficies comerciales.

Levitador de Ariza

  • Colores: Usted puede tener el diseño más bonito y artístico, sin embargo, si carece de colores vivos y con contraste es poco probable que pueda atraer la atención de los consumidores. Elija los colores que están en marcado contraste con otros productos de modo que el PLV destaque. Esta preocupación por el cambio en el entorno del PLV nos lleva a la siguiente característica determinante, la colocación de productos.
  • Colocación de productos: Es la clave. Lo ideal sería que el PLV pudiera colocarse lo más cerca del nivel del ojo que fuese posible. A la hora de determinar dónde colocar el PLV, la competencia con otras marcas es un aspecto igualmente importante. Si su producto no es la marca líder, el PLV debe colocarse lo más cerca posible de la marca líder. Si es posible, trate de colocar el PLV al lado derecho de la marca líder, porque los consumidores tienden a escanear los productos en la misma dirección que ellos leen. Si la gente está instintivamente atraída por la marca líder, tendrá una mayor probabilidad de cambiar a su producto si su precio es competitivo y se coloca justo a la derecha de esa marca. Si se coloca a la izquierda tendrá muchas más posibilidades de ser pasado por alto.
  • Cerrar la venta: Color y la ubicación son elementos esenciales de la publicidad en puntos de venta, pero no servirá de mucho si no puede convencer al consumidor que su producto es el adecuado para él o ella. Por lo tanto, el PLV también debe contener frases claves que aseguran a los consumidores que están haciendo una compra inteligente. Estas frases pueden variar considerablemente en función de la naturaleza y categoría de su producto. Por ejemplo, si usted está comercializando un producto para niños, puede poner frases como “seguro para los niños mayores de 3 años”. Este tipo de garantías en el stand ahorrará a los clientes el tiempo en investigar el producto y / o la etiqueta para determinar si es una buena opción para ellos.
  • Haga su propia investigación. Asegúrese de incorporar algo de tiempo y dinero en su plan de marketing para que pueda determinar qué funciona mejor para su situación particular. Observe qué tipo de clientes se sienten atraídos por los productos en el punto de venta, y luego adaptar la publicidad en el punto de venta para atender a sus necesidades. Los comentarios de los clientes también pueden ser útiles en esta fase de investigación.

Colaborador: Laboratorio Fotográfico