Diferencias entre padres e hijos en la decoración de una habitación juvenil

por | 20 de julio de 2011

Los adolescentes tienen gustos muy diferentes a sus padres en cuanto a la decoración de sus habitaciones. Y no solamente eso, sus necesidades también se diferencian. Si usted está pensando en decorar la habitación juvenil de su hijo, para comenzar debe despojarse de sus propios conceptos decorativos y considerar la moda en cuanto a la decoración juvenil. ¿Le parece algo complicado? Pues no lo es tanto si lo hace con la ayuda de su hijo.

 

La habitación juvenil es el lugar de la casa en donde los adolescentes están en mayor medida. Su dormitorio no es exclusivamente el lugar en donde se relaja y descansa, en él también disfruta de su tiempo libre mirando televisión y conversando con sus amigos, navega por internet y muchas veces también es su sitio de estudio. Considerando todas las actividades que su hijo efectúa en su habitación, de más está decir que esta tiene que ser un espacio en el que el joven esté a gusto y que la pueda disfrutar completamente. Usted como padre hará de esa habitación el lugar especial que su hijo necesita y merece.

 

Para comenzar hable con su hijo acerca de sus gustos y deseos y luego entre en acción. Esta es una excelente oportunidad para compartir una activad con su hijo. Considere que usted ha de aprovechar al máximo el espacio disponible, logrando crear un dormitorio funcional. Afortunadamente gracias a la variedad de muebles juveniles que se pueden encontrar hoy en día, no resultará difícil encontrar aquellos que se adapten al estilo de su hijo y a sus necesidades.

 

Respecto a la cama, el armario y el escritorio de la habitación juvenil, usted y su hijo tendrán que ponerse de acuerdo. Podrá haber más cantidad de muebles o menos, eso es cuestión del tamaño de la habitación, pero esos tres muebles son los fundamentales. Procure, de acuerdo al presupuesto con el que cuenta para hacer la decoración, comprar muebles de buena calidad. Es más, intente comprar los mejores según sus posibilidades financieras. El resto de los elementos que complementan la decoración no tienen por qué ser de coste elevado: ropa de cama, cortinas, etc. Cuando vaya a adquirir una cama, encontrará que hay muchos modelos disponibles. Es probable que su hijo se sienta atraído por los atractivos diseños de las camas literas y las camas nidos. Considérelas una muy buena opción para aprovechar el espacio de su habitación y la posibilidad que tendrá su hijo de poder invitar a un amigo a compartir su habitación en algún momento.

 

En los dormitorios juveniles hay que darle prioridad al orden, por lo que sería necesario contar con un armario que posea bastantes estanterías para separar las diferentes cosas de su hijo. Si la habitación es pequeña aproveche al máximo todos los espacios disponibles. Esto significa que no deberá limitarse al uso de cómodas y estantes, por ejemplo. Usted podrá utilizar también el espacio libre bajo la cama de su hijo así como también las esquinas. Considere en este caso el uso de una cama que contenga cajoneras o la compra de organizadores. Los encontrará de metal, de madera y de otros materiales.

 

Los colores de las paredes de la habitación puede decidirlos su hijo, ya que se trata de su espacio. Usted, como padre, lo que tiene que hacer es aconsejarlo, advirtiéndole que los colores que son demasiado animados no lo ayudarán a descansar adecuadamente. Si su hijo es uno de los adolescentes a los que les gustan los colores demasiado vivaces, plantéele como una buena alternativa, que los utilice, por ejemplo, en las cortinas o en la ropa de cama. Ya verá que la tarea de decorar junto a su hijo les resultará a los dos sumamente agradable y que juntos lograrán hacer del dormitorio ese lugar tan especial que siempre soñó tener.

La empresa Muebles Asdara es fabricante y distribuidora de muebles. En su web puede encontrar muebles juveniles para amueblar habitaciones juveniles.