La empresa italiana de familia: El motor de los negocios en el bel paese

por | 18 de marzo de 2016

3 apellidos que han escrito la historia empresarial italiana.

Si alguna vez has escuchado decir algo sobre la cultura italiana, seguramente te habrás enterado del importante papel social que juegan variables como la familia, el fútbol, la comida o la moda. Sin embargo, más allá de la parte social, estas variables se encuentran conectadas de un modo bastante importante: la empresa privada. Desde famosas marcas de renombre mundial como la Fiat de la familia Agnelli hasta diversas multinacionales como la empresa de envases y frascos de plástico de la familia Bormioli, la dinámica del núcleo familiar ha sido una tuerca fundamental dentro del engranaje emprendedor del bel paese. A continuación, una breve mirada a 3 de los apellidos que han definido el poderío empresarial italiano.

Los dulces secretos de la Ferrero

La famosa compañía de dulces y chocolates Ferrero es una de las empresas más potente de Italia y de toda Europa gracias a todos sus productos de chocolate y a su inimitable producto estrella Nutella. La empresa fue fundada en 1946 por el emprendedor italiano Pietro Ferrero quien logró dar a la compañía el próspero desarrollo que le ha permitido a Maria Franca Fissolo Ferrero y su familia tener el patrimonio más alto de país.

La producción automotriz de la Fiat

Imposible no mencionar a una de las empresas de familia más importantes en la historia italiana. Hay tres cosas con las cuales los italianos no están dispuestos a negociar: la comida, la moda y el motor. Con respecto a esta última variable, la empresa de la familia Agnelli es, sin duda alguna, la empresa más representativa a nivel de producción automotriz de masa en Italia.

El grupo Berlusconi

En realidad no existe ninguna empresa asociada con el apellido del ex-primer ministro italiano. Sin embargo, el conglomerado de empresas del Cavaliere representa uno de los grupos más potentes de la economía italiana. Además de Mediaset y el A.C. Milan, la cabeza de este grupo está representada por la sociedad tenedora Fininvest la cual contiene todo el capital accionario de la familia Berlusconi.

En realidad, sería necesario escribir un libro para hacer referencia a todas las familias que han hecho de sus iniciativas privadas un verdadero motor de la industria italiana. Sin embargo, esta breve mirada a las empresas que aquí se han mencionado nos puede dar una buena idea del modo en que la familia italiana ha contribuído a la grandesa de este país.