El aumento de mamas

por | 11 de diciembre de 2010

Aunque no existen recetas para aumentar el tamaño de las mamas, hoy en día, el método más seguro es la cirugía plástica de senos, que se caracteriza por ser una de las intervenciones quirúrgicas más comunes dentro de las clínicas de belleza del país y del mundo.

Si bien hay muchas mujeres que se realizan el aumento mamario sólo por capricho o porque piensan que su busto es demasiado pequeño, hay que tomar en cuenta que también hay mujeres que se someten a este tipo de cirugía plástica debido a necesidades psicológicas, por ejemplo la reconstrucción de senos debido a la destrucción de éstos por el cáncer.

Una cosa muy importante es que los senos o mamas grandes no son símbolo de belleza, ni deben ser un impedimento para sentirse bien con una misma. El aumento mamario no es el boleto a la felicidad y tampoco al éxito, así que si tienes claro esto, puedes continuar con tu idea del aumento de senos.

Beneficios de la cirugía de busto

Clasificada como una cirugía estética o plástica, un seguro común no cubrirá los gastos de la cirugía de senos, pero si necesitas hacerte la operación por necesidades de salud, las cosas son distintas, ya hay muchas compañías que pueden cubrir el procedimiento en gran parte del mismo.

El aumento de busto puede realizarse mediante implantes mamarios de silicona, geles y mediante solución salina; sin embargo, se considera que las siliconas dan un aspecto más natural a los senos.

Los implantes mamarios para aumentar los senos pueden ser colocados sobre el músculo pectoral o por debajo de éste; si se usa la segunda manera, hay menos riesgos durante las mamografías.

Tamaño y forma de los implantes mamarios

El tamaño de los implantes mamarios debe ser determinado por el paciente en conjunto con el cirujano plástico, pues aunque busques una talla de copa C, quizá no sea la más adecuada para ti.

Respecto a la forma de los implantes, los hay en forma de lágrima y redondos. Los primeros son más caros que los segundos, ya que fueron hechos para darle una forma más natural al busto, pero si se desacomodan pueden dar un aspecto desagradable. En cuanto a los redondos, son más baratos, pero si no se escoge el tamaño correcto se ven antinaturales.

En la cirugía de aumento mamario no puedes dar por sentado ningún detalle, así que asesórate bien con tu cirujano plástico para que te explique el procedimiento junto con las complicaciones que podrían surgir.

Antes de tomar cualquier decisión infórmate, eso te servirá para elegir lo mejor de acuerdo a tu salud física y mental.