Cómo planear un viaje en crucero

por | 8 de noviembre de 2010

A la hora de planear unas vacaciones, bien si el objetivo es realizar un crucero o viajar en avión, intentaremos hallar siempre las mejores ofertas en paquetes o vuelos baratos, sobre todo si buscamos la experiencia de disfrutar por primera vez en la vida de unos días de disfrute y relax en una de esas ciudades flotantes que son los grandes cruceros.

Los cruceros zarpan de las principales ciudades de la costa española, muchos de ellos desde Cataluña, por lo que para los viajeros más alejados de la comunidad catalana será necesario reservar sus vuelos a Barcelona o a otras capitales de provincia para llegar a tiempo a la salida.

Si vamos a realizar un crucero, hay que tener en cuenta la tipología del mismo, especialmente de cara a la indumentaria a llevar en la maleta, ya que, a menos que se trate de una compañía de lujo, el viajero normalmente podrá ir vestido de sport o con una vestimenta más casual, aunque siempre se recomienda llevar ropa de fiesta para las celebraciones de gala puntuales que se suelen celebrar en este tipo de viajes.

Al respecto, ya de cara al viaje, no deberías dejar de incluir en un botiquín personal las pastillas para el mareo, además de la documentación reglamentaria como pasaportes o visas, en función de los países por los que vayas a pasar.

Ya en el interior del crucero, y si no te quieres llevar sorpresas desagradables, debes tener en cuenta que las bebidas, por lo general, se cobran aparte, aunque, para facilitarte el pago, a tu entrada en el crucero te entregarán una tarjeta de gastos, que a posteriori se te cargarán en tu tarjeta de crédito.

También has de tener en cuenta la cuestión de las propinas, que suelen ser obligatorias y que en algunos cruceros se saldan con unos ocho euros diarios por persona.

A la hora de elegir el camarote en el que disfrutarás de tu estancia, debes saber que, por norma general, los camarotes exteriores son más caros que los ubicados en el interior de la naviera. En este sentido, si eres una persona dada a los mareos, la recomendación es reservar un camarote en la zona central del crucero y en sus plataformas inferiores, ya que, cuanto más arriba y cercano a los extremos estés, más probabilidades tendrás de sentir el movimiento del barco, aunque la mayoría de los cruceros actuales disponen de modernos sistemas que estabilizan la nave y frenan las oscilaciones.

Por último, de cara a la vuelta a casa no olvides reservar con antelación tus vuelos low cost en el aeropuerto de la ciudad de llegada, para abaratar al máximo el coste de tu viaje.