Paquetes de vacaciones para conocer el alcázar de Sevilla

por | 24 de febrero de 2011

Quien haya procedido a conseguir su paquete de vacaciones en Sevilla con el objetivo de conocer esta maravillosa ciudad no puede dejar de visitar los Reales Alcázares. Los mismos se encuentran dentro del casco histórico de la ciudad, y son un conjunto de palacios que datan de la alta edad media. La influencia mora es sumamente notable como estilo al inicio de su construcción. Más tarde se le aplicaron reformas estilo gótico, renacentista y barroco.

Los Alcázares son el lugar de residencia de la familia real española cuando visitan Sevilla. También son un Patrimonio de la Humanidad desde el año 1987. La historia de este complejo edificio es sobre todo interesante. Antiguamente existía un asentamiento romano y visigodo en el lugar. Hacia el año 712 los árabes, que dominaban la región, comenzaron su reforma para construir una fortificación. Es mucho más que un palacio, en realidad es un complejo que incluye viviendas, una plaza, y otras estancias. De la época islámica sólo se conserva el Patio del Yeso.

En 1148 la ciudad fue tomada  por Fernando III. Inmediatamente dispuso que el lugar se convirtiera en el alojamiento de su hijo Alfonso el sabio. Los nuevos monarcas ordenaron realizar importantes reformas, como la construcción de tres grandes salones, realizado en estilo gótico. Pedro I continuó con las modificaciones, anexando un nuevo palacio, llamado Palacio Mudéjar, en el año 1364.

En la actualidad se conservan gran cantidad de obras de arte del siglo XIX y XX. Sin duda el edificio mejor conservado es el palacio mudéjar de Pedro I. La construcción posee dos áreas bien distinguibles: el Patio de las Doncellas, dedicado a la vida oficial, y el Patio de las Muñecas, de carácter privado. Este último tiene un acceso privado que evitaba el visitante tuviera que pasar por el hall oficial.

El Patio de las Doncellas posee una bella fuente, producto de la remodelación ordenada por Felipe II en el año 1572. Sobre la derecha esta la alcoba real, antiguamente dormitorio veraniego del monarca. Otro sitio destacable del palacio es el Salón de los Embajadores. Esta es una de las salas principales, donde se realizaba el ceremonial público de la corte. Las puertas fueron realizadas por carpinteros de Toledo en el año 1366. Sobre su lado externo tienen inscripciones en árabe, y sobre su lado interno en castellano.

Si usted ha contratado su paquete de vacaciones de Sevilla, definitivamente es un sitio que querrá visitar, una parte viva de la historia universal.