Cómo abrir empresas de limpieza en Valladolid

por | 24 de febrero de 2017

Para empezar, abrir empresas de limpieza en Valladolid como http://limpiezasjyr.com/ constituye una muy buena inversión y aquí os explicaremos el porqué.

Claro que, antes de todo, una previsión que puedes hacer es averiguar el sector específico y más demandado. Seguramente no preguntarás a tus competidores, pero lo que sí podrás hacer es preguntar a los clientes satisfechos que han aprovechado de un servicio de limpieza.

Abrir una compañía como esta no es difícil y tampoco es muy caro. De hecho puede ser un negocio muy rentable, si se consigue organizar bien el trabajo.

Y es que hoy en día existen leyes muy estrictas con respecto al mantenimiento de los lugares públicos, como escuelas, hospitales, clínicas, restaurantes, tiendas de diversos tipos, oficinas, edificios, condominios, etc.

No nos olvidemos que la limpieza es una de las profesiones más antiguas del mundo, con un marcado carácter atemporal. Es un trabajo tan agotador como indispensables y por lo tanto abrir una empresa puede ser realmente una inversión con un gran potencial para el éxito. Se caracteriza por ser un trabajo cada vez más importante y que goza de una gran demanda, (especialmente en las medias y grandes ciudades, donde nunca habrá suficientes).

 

¿Qué hay que hacer, entonces, para abrir una?

Realmente muy poco, ya que la inversión suele ser muy baja y las perspectivas para las ganancias muchas (con muy pocas probabilidades de quiebra). En términos de dinero, el coste inicial será más o menos de 5 o 6 mil euros.

Y luego tendrás que tener en cuento tus objetivos ya que dependiendo del tipo de actividad, específica (limpieza industrial, mantenimiento de jardines, etc.), variará el tipo de herramientas que necesitarás.

No es raro que el propietario, sea también el que lleve a cabo las tareas requeridas: sin embargo así se ahorra en los costes de gestión.

En cambio, si desea aspirar a lo más alto y abrir una o más empresas de limpieza en Valladolid de grande tamaño, tendrás que tener en cuenta que la suma que se invertirá aumentará dependiendo de los servicios que querrás ofrecer (y entonces de las herramientas). Del pago de los productos, al revés, suele  encargarse el cliente.

Quizás por esta razón hay compañías que simplemente ofrecen servicios básicos (que sin embargo son los más demandados). Cuando se trata de tareas más “especiales” como el control de roedores, saneamiento, desinfección y desinsectación, estás requerirán el uso de utensilios particulares y, por lo tanto, se tendrá que contactar unos profesionales.