Aprovechando vuelos baratos a Madrid para conocer tesoros de la humanidad

por | 23 de septiembre de 2010

La ciudad de Madrid alberga algunos de los tesoros más valiosos de la humanidad. Simplemente basta pasearse por sus calles y sus anchas avenidas para darse cuenta de la intensa vida cultural que la ciudad posee. Por suerte, gracias a la oferta de vuelos baratos a Madrid, es posible conocer de cerca algunas de las maravillas de La Villa y Corte. Y uno de los lugares que no deberíamos perdernos es el Museo del Prado.

Quien ya lo ha visitado suele decir que un solo día no es suficiente para poder apreciar todas las maravillas que en este sitio se encuentran. Lo ideal sería, entonces, disponer de dos o tres días para dedicarles por completo a su recorrido. La realidad es que el Museo del Prado ocupa más de 45 mil metros cuadrados, repartidos no en un solo edificio, sino en un complejo de varios de ellos. El edificio original, el Edificio Villanueva fue comenzado a construir en 1785, y finalizado en 1808. A lo largo de la historia, el mismo sufrió sucesivas modificaciones y ampliaciones, siendo la última gran reforma la del año 1967.

El Museo del Prado es una excursión bastante accesible, cuesta solo €8 la entrada, pudiendo el visitante acceder a una amplia gama de servicios. Si se desea es posible unirse a un grupo de visitantes, con una guía que brindará exhaustiva información sobre las obras de arte de las diversas colecciones y exposiciones permanentes. El servicio de audioguía, que se paga aparte de la entrada (€5), se encuentra disponible en español, inglés, francés, italiano y alemán. También las personas con discapacidades auditivas podrán contar con un servicio de guía por lenguaje de signos, previa reserva.

Lógicamente, las primeras obras del Museo fueron obras provenientes de la corona española. Pero desde su nacimiento, el Museo no ha dejado de crecer. Debido a las limitaciones de espacio, se exhiben solamente unas 900 obras de las casi 8000 que se alojan en el Museo, y aún así, se estima que tiene la mayor cantidad de obras exhibidas por metro cuadrado, en comparación con otros museos del mundo.

No se puede pasar por la ciudad más grande de la Península Ibérica con sus casi cuatro millones de habitantes. Sin dudas, este es el lugar ideal para hacerse una escapada de algunos días, por la increíble oferta de alojamiento de todas las categorías, y la posibilidad de hacer un viaje fantástico con muy poca inversión.

Victor Tejerina
victor_tejerina@yahoo.com